Obras en español de Philipp Mainländer, discípulo de Schopenhauer

Filosofía de la redenciónFilosofía de la redención. Philipp Mainländer. Traducción de Manuel Pérez Cornejo. Edición de Carlos Javier González Serrano. Xorki, 2014, 24 euros, 449 pp. ISBN: 978-84-941505-5-5

La Filosofía de la redención es la obra más importante del filósofo alemán Philipp Mainländer (1841-1876), cuyo pensamiento, olvidado durante más de un siglo, comienza a ser valorado actualmente en su justa dimensión. Seguidor de Arthur Schopenhauer, Mainländer ejerció una notable influencia sobre autores como Eduard von Hartmann o Friedrich Nietzsche, quien reorientó su filosofía después de leer y estudiar intensamente este libro. El profesor Franco Volpi, por su parte, lo sitúa en la corriente del nihilismo decimonónico; pero su filosofía conecta, más allá de dicha adscripción, con numerosos parámetros de la cultura contemporánea, sobre todo en un momento como el actual, en el que nuestro mundo atraviesa una crisis de fundamentos que ha vuelto a centrar la atención sobre el pesimismo filosófico.

La presente edición de Filosofía de la redención, traducida por Manuel Pérez Cornejo y preparada por Carlos Javier González Serrano, permite cubrir una importante carencia dentro del panorama filosófico de habla hispana. Si hasta hace poco Mainländer era un autor prácticamente desconocido, actualmente su nombre resuena cada vez más en los círculos de especialistas, y no solo filosóficos. Todos ellos agradecerán, a buen seguro, disponer de una cuidada edición del principal texto de este autor.

El libro que tienes entre tus manos, estimado lector, esta Philosophie der Erlösung (“Filosofía de la redención”, o “de la liberación”, otra manera igualmente correcta de traducir el término alemán Erlösung), es una joya filosófica de imprescindible lectura, que con toda seguridad no te dejará indiferente, aunque puedas discrepar con las ideas que en él se contienen. Constituye el legado de un hombre joven, el malogrado pensador y poeta alemán Philipp Batz, más conocido por el sobrenombre de Philipp Mainländer, que adoptó en homenaje a la ciudad de Offenbach am Main, donde nació el 5 de octubre de 1841, y donde decidió poner prematuramente fin a su vida la madrugada 1 de abril de 1876, sin haber cumplido siquiera los treinta y cinco años.

Manuel Pérez Cornejo

Nos encontramos fatalmente heridos por la doble cara del no-ser: por nuestra conciencia cierta de la muerte (y por tanto, por el miedo que nos inspira el fin de nuestro fenómeno individual) pero, a la vez, encontramos consuelo en virtud de una oscura tendencia hacia el no-ser. De este modo, el ser humano es el único animal que, transido por el miedo a su desaparición, no deja de anhelar la paz que espera encontrar en su fin. Y es que no resulta extraño en absoluto que, en vista de que el “apremio y la fricción” son las notas comunes en el universo de las acciones humanas, siempre rodeadas de una “penosa necesidad” y del “egoísmo más despiadado”, Mainländer proponga acudir a la muerte como auténtica –y única– solución a la mencionada y funesta enfermedad ontológica, singular lacra del género humano.

Carlos Javier González Serrano

Diario de un poetaDiario de un poeta. Aus dem Tagebuch eines Dichters. Prólogo de Rafael Argullol. Edición bilingüe e introducción de Carlos Javier González Serrano y Manuel Pérez Cornejo. Plaza y Valdés Editores, 14,50 euros, 186 pp. ISBN: 978-84-16032-67-9

Por otra parte, y por primera vez en español se traduce Diario de un poeta (Aus dem Tagebuch eines Dichters) de Philipp Mainländer, pensador clásico –aunque del todo intempestivo– de la filosofía alemana del XIX, frecuente e injustamente olvidado. Sin duda, uno de los discípulos más aventajados de Arthur Schopenhauer. En esta edición bilingüe, traducida y preparada por Carlos Javier González Serrano y Manuel Pérez Cornejo (reconocidos especialistas en la obra de este filósofo que tanto influyó en Borges, Albert Caraco, Friedrich Nietzsche o el literato japonés Akutagawa Ryunosuke), asistimos a las vicisitudes de un alma que transita de lo maravilloso y del mundo de la luz a lo tenebroso y el universo de la oscuridad. Como explica Rafael Argullol en el prólogo de esta obra, Mainländer “tiene una enorme capacidad para adentrarse en lo mítico y lo sagrado”. Una oportunidad única para conocer, a través de sus inmortales versos, a una de las figuras más influyentes del siglo XIX (autor de la monumental Filosofía de la redenciónPhilosophie der Erlösung), que tan desapercibida ha pasado para estudiosos y público general.

Cuando Philipp Mainländer (seudónimo de Philipp Batz, nacido en 1841 en la localidad germana de Offenbach am Main) recibió impreso el primer volumen de su obra filosófica fundamental, la Philosophie der Erlösung [Filosofía de la redención], creyó llegado el momento de su definitiva liberación personal y decidió poner fin a su vida. Corría la noche del 31 de marzo al 1 de abril de 1876. Atrás dejaba una amplia producción, de cuya publicación se encargaría al principio su hermana Minna Batz-Mainländer (quien también se quitó la vida en 1891), y que incluía el segundo volumen de su libro más importante, publicado diez años después de su muerte, así como una extensa obra literaria, que abarcaba diferentes géneros: poemas, dramas, una novela y una autobiografía.

Del prólogo (Rafael Argullol)

Diario de un poeta, el conjunto de poemas escrito por Philipp Mainländer, es una joya casi desconocida de la moderna lírica europea. Escrito en Italia entre 1858 y 1863, el joven autor de Filosofía de la redención expresa en él un credo poético que le aproxima a su predecesor Hölderlin y a la obra, posterior, de Rilke. También Mainländer, como estos dos poetas, tiene una enorme capacidad para adentrarse en lo mítico y lo sagrado; y, de modo simultáneo, también como ellos, encuentra simbólicamente en el Mediterráneo la nutrición necesaria para afrontar una concepción trágica de la vida. Quizá la diferencia fundamental de enfoque es que los dioses de Hölderlin y Rilke siguen palpitando, aunque bajo una gruesa capa de silencio, mientras los de Mainländer, o bien han muerto, o bien son etéreos mediadores con la nada.

De la introducción (Carlos Javier González Serrano)

Mainländer anhela fervientemente beber el alma de las cosas, pero repara en el hiato fundamental impreso en cualquier producto de la naturaleza: esa «miseria que no tiene fin», a la que se refiere la poetisa Antonia Pozzi en una desgarradora misiva, se encuentra recogida y acentuada en la poesía mainländeriana en forma de un desesperado y lastimoso regreso, de una vuelta imposible a la casa del Ser. Un deseo de reencontrarse con la esencia de cuanto nos rodea para llegar a saber si, tras tanta lucha y esfuerzo, algo merece la pena. Son numerosos los versos de Mainländer en los que se deja traslucir esta ambición, menguante a medida que el tiempo de la vida transcurre, de poner paz en el campo de batalla (Kampfplatz) del sí mismo: “Cansados van los pastores hacia sus moradas, / y toda criatura busca un dulce reposo”, “… en el corazón aún habita la paz; / el anhelo de un reposo más profundo, en él aún vive”.

De la introducción (Manuel Pérez Cornejo)

A medida que recorremos el Diario de un poeta, resulta evidente que la calidad y profundidad de las poesías redactadas por Mainländer aumentó, conforme pasaba el tiempo y se iban asentando en su espíritu las lecturas filosóficas que realizó en este período, hasta conformar la armadura de su pensamiento. Fue este, quizás, el motivo que condujo a Mainländer a abandonar la lírica, para no volver a cultivarla nunca más: coherente con sus ideas, debió de pensar que el arte y la poesía, por elevados que sean, resultan insuficientes para redimir a la humanidad y liberarla definitivamente del dolor. Solo una obra estrictamente filosófica podía cumplir esta tarea suprema; de manera que dejó de lado la poesía, y se decidió a emprender la tarea de crear esa obra: la Filosofía de la redención fue el resultado…

Anuncios

2 comentarios en “Obras en español de Philipp Mainländer, discípulo de Schopenhauer

  1. Pingback: “Lo trágico como ley del mundo y el humor”, de Julius Bahnsen, discípulo de Schopenhauer | Schopenhaueriana

  2. Pingback: “Lo trágico como ley del mundo y el humor”, de Julius Bahnsen, discípulo de Schopenhauer | Sociedad de Estudios en Español sobre Schopenhauer (SEES)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s